Ummmm, un iogur pensante, que original, no? :P

sábado, agosto 06, 2005

La triste vida de un iogur

Me despierto, medio congelado y medio dormido en una fría instancia. A veces acompañado, otras completamente solo. Totalmente a oscuras.
Se enciende una luz, se abre una puerta, y contemplo ante mis ojos un exterior hermoso.
Nadie me dice nada. Me observan, me eligen o me menosprecian.
Me abren la cabeza, y empiezan a sorberme los sesos, como quien se bebe un sorbete de limón.
No queda nada de mí. Solo los despojos. Me echan en un cubo, junto con otros parientes despojados de su ser.

lunes, agosto 01, 2005

Una ausencia prolongada

Me estaba quitando del iogur.
Pensaba que la vida sin un poco de iogur, podía llegar a ser soportable.
Nada era posible.
Las féminas no me miraban y ya no lo anhelaban desesperadamente como antes. Ni el sabo (zumo de mi ...), ni nada.
Todo era diferente.
Hasta que un buen día, a-pelando a mi orgullo, decidí hacer caso omiso de todos los comentarios y malas miradas, y tirar hacia adelante. Un nuevo iogur, más rico y sabroso había vuelto a nacer.
Un iogur que desearían todas las mujeres. Sustancia de efebo digna de las mujeres más deseosas.